Los caracteres de la escritura china o sinogramas 3

Los caracteres compuestos (hétǐzì 合体字)

Los ideogramas

Vimos en la última entrada los tipos de caracteres chinos más arcaicos que se conservan dentro de la escritura china usual, los sinogramas simples. Vimos que, en esa categoría, se incluyen los indicadores simples,  que ya muestran un primer esfuerzo para completar, con una señal, el sentido de los pictogramas.

Efectivamente, la escritura china no habría permanecido en uso hasta nuestros días si se hubiera limitado a ser un conjunto más o menos amplio de pictogramas y señales. Ya en las muestras de escritura más antiguas que han llegado hasta nosotros, aparece la otra categoría de caracteres: los compuestos. Representan la inmensa mayoría de los caracteres chinos actualmente en uso.

Dentro de esta categoría, se incluyen, en primer lugar, los llamados Asociadores de ideas (huìyìzì會意) o ideogramas. Se componen de dos o más caracteres simples, iguales o diferentes, formando una única estructura gráfica. Por ejemplo, en la última entrada vimos el pictograma del árbol, mù 木.  Repetido en un mismo sinograma, da como resultado:

…caracteres que podemos comparar con esta pintura de Zhao Mengfu 趙孟頫, de la dinastía Yuan (s. XIII)

Si al mismo pictograma mù 木se le añade el pictograma del sol, rì 日, que antiguamente se escribía como un disco solar…

…el resultado es dōng, el oriente, el este, el punto cardinal del horizonte por donde sale el sol. Aquí vemos el carácter dōng (de izquierda a derecha):

Si ese mismo pictograma rì 日lo repetimos en una misma estructura gráfica, obtenemos como resultado el carácter jīng  晶 “refulgente”, también “cristal de roca” (de izquierda a derecha):

Si al mismo disco solar le añadimos el pictograma de la luna yuè 月, que vimos en la entrada anterior, tendremos el carácter míng 明, originalmente “claridad”, como la de la aurora, pero también “mañana”, “nítido”, “brillante” (de izquierda a derecha):

¿Recordáis el pictograma de la mujer nǚ 女? En su versión más arcaica representaba una mujer de perfil sentada de rodillas con las manos juntas en su regazo. Pues bien, si le añadimos el pictograma del bebé,  zǐ   子…

… obtenemos un carácter que sin duda conocéis o que os sonará, hǎo好, “bueno”, “bien”:

Otro ejemplo de cómo se formaron los ideogramas compuestos o asociadores de ideas: si tomamos el pictograma de la boca, kǒu 口, que aquí vemos…

… y le añadimos el pictograma del ave, niǎo 鸟, que aquí vemos…

Obtenemos el ideograma compuesto míng , cuyo primer significado es  “canto de ave”:

Que podemos comparar con estas pinturas de Lin Liang 林良, del s. XV.

Podría dar muchos más ejemplos: algo más de mil, que son los ideogramas o asociadores de ideas que se conservan. Vemos que estaban destinados a complementar las carencias que presentaban los caracteres simples para significar conceptos abstractos o, en cualquier caso, difícilmente representables con un simple dibujo esquemático. Por esta razón, son mucho más numerosos que los caracteres simples. No obstante, este creativo método no era suficiente para constituir todo el sistema de escritura de una lengua tan rica y sutil como la lengua china. En la próxima entrada veremos la forma de carácter compuesto que más prosperaría ya en la antigüedad y hasta nuestros días, los ideofonogramas.

Déjanos tus comentarios