Extranjerismos en Chino

!Hola a todos! Quizás muchos de vosotros os habréis preguntado, ¿Qué pasa con el chino cuando tienen que adoptar alguna palabra nueva de un idioma extranjero? ¿Cómo lo hacen?¿Se inventan caracteres nuevos? Hoy os lo vamos a explicar.

La lengua china, como tantas otras, ha ido incorporando a lo largo de la historia numerosos términos y expresiones procedentes de otras lenguas. Un ejemplo de ello son las numerosas aportaciones del sánscrito que acompañaron la introducción del budismo en el siglo II.

A partir del siglo XX, sin embargo, la mayoría de los extranjerismos llegan al chino, en un primer tiempo, a través del japonés. Más tarde, principalmente a través del inglés, al igual que en tantos otros idiomas.

En ocasiones, esas aportaciones se han traducido de manera literal

Pero abundan las adaptaciones fonéticas puras, por ejemplo en la alimentación…

 

…en la tecnología…

…en la música y el baile…

…y en los ámbitos más variados.

 

Algunos extranjerismos añaden un término genérico chino a la transcripción fonética:

Otros son una mezcla de traducción más o menos libre y transcripción fonética, como yōufú 幽浮, que suena como las siglas en inglés UFO (Unidentified Flying Objetc) y, al mismo tiempo, se puede entender como “misteriosamente flotante”; o hēikè 黑客, “pirata informático”, que suena como hacker y a la vez se puede entender como “oscuro visitante”, o mínǐ qún迷你裙para la minifalda, que significa literalmente “falda que te cautiva”.

 

Para ciertos neologismos, se crea incluso un carácter nuevo con una pronunciación que recuerda, aunque sea en parte, a la del original, como ya vimos en la entrada del 9 de enero sobre los caracteres chinos. Es el caso de los nombres de numerosos elementos químicos, minerales, etc., como 氟para el flúor.

Por último, recordemos que en las lenguas occidentales también hay aportaciones del chino aunque no necesariamente sean recientes. Por ejemplo, el término “confuciano” para el pensamiento y la ideología derivados de Confucio, nombre que viene de la latinización de Kǒng fūzǐ 孔夫子 (literalmente, Maestro Kong, 551-479 a. C.); o “seda”, que procede del latín sericus, y éste del griego antiguo σηρικός (sērikós), que a su vez viene del chino 丝 .

También “té” procede originalmente de la pronunciación en el dialecto chino meridional de 茶 chá, . El nombre de la embarcación china sampán viene del chino shānbǎn 舢板. El nombre de la fina arcilla blanca conocida como caolín, que se emplea en la porcelana, también viene del chino gāolǐng 高岭, el nombre del pueblo de la provincia de Jiangxi donde se produce.

Algún término nos viene de la pronunciación cantonesa a través del inglés, como el nombre del kétchup, que procede del la palabra china 茄汁 , “salsa de tomate”, que en mandarín se pronuncia qiézhī y en cantonés kezap.

Y, por supuesto, los nombres de alimentos chinos, como el de los deliciosos “dimsum”,  cuyo nombre viene de la pronunciación cantonesa (dimsam) del término diǎnxin 点心, el de los lichis, que viene del chino lìzhī 荔枝; o el kungfu de las películas de artes marciales, que viene de gōngfu 功夫; o el fēngshuǐ  风水, que llena tantas revistas de decoración.

Incluso nuestra familiar expresión para brindar, chinchín, procede de la expresión de cortesía qǐng  请, “se lo ruego”, empleada, a menudo repetida, para invitar a alguien a hacer algo, en este caso a beber.

Espero que este artículo os haya interesado.

Sólo me queda deciros bāibāi  掰掰!

Déjanos tus comentarios